/

#Proust – Daniel Espartaco Sánchez: “Me gustaría bailar como Fred Astaire”

Daniel Espartaco Sánchez es un autor con una voz auténtica, con obsesiones muy claras como retratar la condición del hombre desde la depresión, presentar relaciones dulcemente imperfectas, la ausencia y la angustia que significa abrazar la propia sombra.

POR:
Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on email
daniel espartaco sánchez

Daniel Espartaco Sánchez es un autor con una voz auténtica, con obsesiones muy claras como retratar la condición del hombre desde la depresión, presentar relaciones dulcemente imperfectas, la ausencia y la angustia que significa abrazar la propia sombra. Es un narrador con una prosa sencilla y directa, sin efectismos especiales.

Nació en la ciudad de Chihuahua en 1977. Ha ganado diferentes premios literarios entre los que destacan el Nacional de Literatura Gilberto Owen en 2005 y el Nacional de Cuento Agustín Yáñez en 2009. Su segundo libro, Cosmonauta, fue elegido por la revista Nexos como el mejor libro de relatos de 2011. En 2012 publicó su primera novela, Autos usados, y con ella recibió el Premio Bellas Artes Narrativa Colima para Obra Publicada 2013. Memorias de un hombre nuevo es su novela más reciente.

¿Qué detalle de la vida cotidiana es lo que más te irrita?

Me irrita que la gente no pueda estar sin generar algún tipo de ruido con cualquier aparato electrónico.

Por el contrario, ¿qué detalle de la vida cotidiana es el que te hace más feliz?

Me gusta cuando estreno una pastilla nueva de jabón. Desenvolverla y olisquearla antes de bañarme. Sé que eso es un poco raro.

¿Cuál es tu mejor momento del día? 

Por la mañana, cuando me tomo el primer trago de café o té y aún no amanece, en la mesa de la cocina y con un libro. Es cuando estoy solo con mis pensamientos.

¿Cuál es tu mayor miedo?

La agonía. 

 ¿Cuál consideras que es tu gran defecto?

Mi intemperancia.

 ¿Qué es lo que más valoran de ti tus amigos?

Me lo pregunto todo el tiempo. No soy muy bueno conservando amistades.

 ¿Qué cosa te desagrada más de la gente que te rodea?

La maledicencia. Y con frecuencia yo caigo en ella.

 ¿A qué persona viva y muerta admiras?

Nosferatu es la única persona que conozco viva y muerta, pero no lo admiro.

 ¿Cuál es tu mayor extravagancia?

Soy un tipo de lo más gris. Esa es mi mayor extravagancia.

¿Cuál ha sido tu mayor mentira?

Durante años fui un mentiroso profesional. Tal vez por eso ahora la mayor parte del tiempo soy incapaz de mentir.

 ¿Te asomas al espejo y qué ves?

Casi no me miro en el espejo. Por las mañanas veo una cara hinchada que necesita urgentemente afeitarse.

 ¿Cuál es la cualidad que más te gusta en un hombre?

La generosidad.

¿Y en una mujer?

La generosidad.

¿Cuál es tu color favorito?

Rojo, pero nunca lo uso. Tal vez por eso.

 ¿Qué foto tuya no colocarías en casa?

Todas, no me considero fotogénico. Preferiría un busto de mármol que pueda captar mi genialidad.

 ¿Qué palabras o frases usas con demasiada frecuencia? 

Tengo tantas muletillas que no las puedo contar.

¿Cuál ha sido el momento más glorioso de tu vida?

Una vez estuve hospedado en un hotel al mismo tiempo que el equipo de beisbol de Chihuahua. Los beisbolistas me parecen unos tipos increíbles. En uno de mis salidas el ascensorista me dijo: “¿Qué? ¿Ya a jugar?” Me sentí ufano todo el día.

 ¿Qué talento te gustaría tener?

Bailar como Fred Astaire.

 ¿Qué cambiarías de ti?

El páncreas.

 ¿Cuál ha sido tu mayor fracaso?

No exagero si te digo que mi vida es un total fracaso. Todo lo hago mal.

 ¿Si pudieras reencarnar en una persona o cosa, ¿qué serías?

Viviría en los Alpes austriacos. En un pequeño pueblo. Tomaría mucha cerveza y leche entera y moriría feliz sin haber hecho nada de mi vida, con una sonrisa de viejo teutón.

 ¿Qué lugar te gustaría conocer?

Me gustaría conocer (vivir) en un lugar bello y apacible, lleno de historia, y sin turistas.

 ¿Cuál es tu posesión más preciada?

Mi pluma fuente TWSBI Diamond 580, regalo de mi novia. No tengo apego por nada más.

 ¿Qué es para ti lo más profundo de la miseria?

La enfermedad.

 ¿Cuál es tu ocupación preferida?

No hacer nada. Quedarme mirando hacia la pared.

 ¿Cuál es tu comida favorita?

La comida del Medio Oriente. Siempre he soñado con tener un mantel mágico como el que aparece en “Las mil y una noches”. Ese que lo pones sobre una superficie y aparecen sobre él toda clase de manjares.

¿Cuál es la comida que más odias?

La comida rápida gringa. La comida de la Ciudad de México en general, hecha sin amor.

 ¿Quiénes son los escritores que admiras?

Los que se plantearon nunca escribir nada.

 ¿Cuál es tu banda, cantante o grupo musical preferido?

Nunca he podido ser un fanático de un grupo o algo, aunque escucho mucha música.

¿Con qué figura histórica te identificas más?

Antes me identificaba con Juana de Arco, ahora me identifico con el Pato Donald.

 ¿A qué personaje famoso te gustaría conocer y qué le dirías?

No me gustan los personajes famosos. Me parece unas personas patéticas. Me he encontrado de vez en cuando con celebridades. Se te quedan mirando, como diciendo, ¿no me vas a reconocer? Tienen una necesidad patológica de llamar la atención.

 ¿De qué es lo que más te arrepientes?

De arrepentirme tantas veces, por eso ya no me arrepiento.  

 ¿Te gusta algún deporte? ¿A qué equipo le vas?

Veo muchos deportes. En la secundaria lo que más practiqué fue el basquetbol. Pero carecía de talento y voluntad. Soy un villamelon. Le voy siempre al underdog. Suelo apasionarme bastante cuando veo un buen partido. Ahora voy Tottenham en la Champions.

 ¿Cuál es tu mayor adicción?

La angustia.

 ¿Cómo te gustaría morir?

Me gustaría desaparecer, o convertirme en piedra, como un Bodhisattva, pero nunca he hecho nada para merecerlo.

 ¿Cuál considerarías que es tu lema?

You only live twice, Mr. Bond.